Incendio en discoteca brasileña deja cerca de 250 muertos


Incendio en discoteca brasileña deja cerca de 250 muertos

Incendio en discoteca brasileña deja cerca de 250 muertos

Los bombreos, a la entrada de la discoteca, tras el incendio
Con 131 heridos, muchos de ellos graves, hay al menos 232 personas muertas en el incendio de una discoteca de la ciudad brasileña de Santa María (en el sur del país), que “solo tenía una puerta de salida”.

27 DE ENERO DE 2013, BRASIL

 Un millar de personas se encontraba en el interior de la discoteca «Kiss» en el momento del incendio, que comenzó a las 2.00 horas de la madrugada (las 05.00 en España).

«La mayoría de los fallecidos murió por asfixia. Cundió el pánico y se acabaron pisoteando entre sí», declaró el comandante general del Cuerpo de Bomberos, coronel Guido de Melo. Uno de los integrantes de la banda que actuaba cuando se declaró el incendio en la discoteca Kiss de la ciudad brasileña de Santa María figura entre los 232 muertos de la tragedia.

 La discoteca estaba abarrotada de estudiantes de la Universidad Federal de Santa María que acudían a una fiesta.

Santa María es una dinámica ciudad de 261.000 habitantes en el corazón del estado brasileño de Río Grande do Sul. Santa María, una ciudad que vive del comercio y los servicios, alberga ocho universidades.  Muchos de los fallecidos son estudiantes. Los cadáveres fueron trasladados al Centro Deportivo Municipal, en cuyos alrededores centenares de familiares y amigos.

 JUGANDO CON FUEGO
 Según varios supervivientes, el incendio comenzó cuando uno de los integrantes de la banda encendió en el escenario un fuego pirotécnico, cuyas chispas alcanzaron la espuma utilizada como aislante acústico en el techo del establecimiento.

“Eso generó un incendio y un humo muy tóxico que se expandió rápidamente”, explicó el comandante del Cuerpo de Bomberos de Río Grande do Sul, coronel Guido de Melo. Según Ingrid Goldani, una de las empleadas de la discoteca, la humareda cubrió todo el local en tres minutos.

“Los integrantes de la banda Gurizada Fandangueira, que tocaban en el momento y encendieron el artefacto que provoca las chispas, intentaron inicialmente apagar las llamas con agua y después con un extintor. No sé si no consiguieron manipular el extintor, pero el fuego y el humo se expandió rápidamente”, dijo.

 EVACUACIÓN CASI IMPOSIBLE
 La evacuación inmediata del lugar fue dificultada por la existencia de una única salida de emergencia. Los bomberos se vieron obligados a abrir un agujero en una de las paredes para sacar a los asistentes con mayor rapidez.

 EL MAYOR INCENDIO DE LA HISTORIA DE BRASIL
 La mayor tragedia provocada por el fuego en Brasil es hasta ahora el incendio ocurrido el 17 de diciembre de 1961, hace más de medio siglo, en una función de un circo en la ciudad de Niteroi en el que murieron al menos 503 personas, en su mayoría menores de edad.

El desastre del Gran Circo Americano en Niteroi, ciudad vecina de Río de Janeiro, fue provocado por un trapecista que realizaba maniobras con fuego cuyas llamaradas alcanzaron la lona, que se incendió rápidamente.

 El número de víctimas en Santa María supera las 191 dejadas por el incendio en el edificio Joelma de la ciudad de Sao Paulo en 1974 y las 41 muertes provocadas por el incendio en el edificio de Lojas Renner en la ciudad de Porto Alegre en 1976.

En el quinto lugar como el incendio más trágico en Brasil está el del edificio Andorinha de Río de Janeiro, en febrero de 1986, en el que perdieron la vida 21 personas.

 Las mayores tragedias en Brasil, sin embargo, ha sido provocadas por desastres ambientales y no por incendios.  La lista es encabezada por los deslizamientos de tierras ocurridos en enero de 2011 en la llamada Región Serrana de Río de Janeiro que provocaron la muerte de al menos 900 personas.

Las lluvias y los deslizamientos también causaron 785 muertes en la Serra das Araras en 1967, así como 465 víctimas fatales en Caraguatatuba, en el litoral del estado de Sao Paulo, en el mismo año, y otras 256 en la región metropolitana de Río de Janeiro en abril de 2010.

Según algunas versiones, la tragedia en la Serra das Araras puede ser la mayor del país, con unas 1.400 víctimas, debido a que centenares de desaparecidos nunca fueron encontrados.

 El incendio en la discoteca Kiss de Santa María dejó un número superior de muertos al de cualquier accidente aéreo en Brasil.

Fuentes:  Protestante Digital 2013