Las primeras estrellas y galaxias del universo se formaron más rápido de lo creído


 

Las primeras estrellas y galaxias del universo se formaron más rápido de lo creído

Enviar por email

Un análisis de los datos reunidos por el Telescopio del Polo Sur (SPT), dependiente de la Fundación Nacional estadounidense de Ciencia, y emplazado en la Antártida, ha permitido por primera vez definir con gran precisión el período de evolución cosmológica en el cual se formaron las primeras estrellas y galaxias, que iluminaron el universo. Los datos indican que este periodo, al que se denomina Época de la Reionización, fue más corto de lo que se pensaba.

El equipo de Christian Reichardt y Oliver Zahn, del Centro de Física Cosmológica en la Universidad de California en Berkeley, así como John Carlstrom del Instituto Kavli de Física Cosmológica, dependiente de la Universidad de Chicago, ha determinado que la Época de la Reionización duró menos de 500 millones de años, y comenzó cuando el universo tenía por lo menos 250 millones años. Anteriormente, los científicos creían que la reionización duró 750 millones de años o más y no tenían ninguna evidencia de cuándo comenzó.

Antes de que se formasen las primeras estrellas, la mayor parte de la materia del universo consistía en átomos de hidrógeno neutro. La radiación de las primeras estrellas transformó el gas neutro en un plasma.

[Img #10148]

El South Pole Telescope, uno de los telescopios usados para la investigación. (Foto: Keith Vanderlinde)

Las primeras estrellas que se formaron tenían probablemente de 30 a 300 veces la masa del Sol, y eran millones de veces más brillantes, manteniendo su actividad durante unos pocos millones de años antes de explotar en forma de supernova. La energética luz ultravioleta de esas estrellas era capaz de ionizar el hidrógeno, al dividir sus átomos en electrones y protones.
Fuente: Noticiasdeciencia