Romney rechaza matrimonio homosexual ante audiencia cristiana universitaria


Romney rechaza matrimonio homosexual ante audiencia cristiana universitaria

El aspirante republicano a la Casa Blanca Mitt Romney rechazó con firmeza este sábado 12 de mayo 2012  el matrimonio entre personas del mismo sexo, en un discurso en la mayor universidad cristiana de Estados Unidos, en el estado de Virginia (este).

Tres días después de que el presidente Barack Obama, que se presenta a la reelección en los comicios de noviembre, manifestara públicamente su apoyo a los matrimonios entre gays y lesbianas, Romney dijo que la “preeminencia de la familia” era la piedra angular de los principios que sustentan la cultura estadounidense.

“Debido a lo fundamental de estos principios, pueden convertirse en temas de debate democrático”, dijo Romney, virtual candidato presidencial republicano, ante estudiantes de la Liberty University, centro de estudios superiores  representativo de  sólidos principios fundamentalistas.

“Así lo es hoy con la imperecedera institución del matrimonio. El matrimonio es una relación entre un hombre y una mujer”, dijo con voz grave Mitt Romney, desatando fuertes vítores de la multitud que aplaudieron en señal de aprobación la declaración de Romney.

Romney -quien evitó mencionar la homosexualidad, los gays y las lesbianas en forma directa- había dicho previamente que estaba en contra del matrimonio gay, aunque las parejas del mismo sexo deberían tener algunos derechos como la adopción.

Con tantos graduados cristianos en la audiencia, Romney hizo hincapié en la fe y “los compromisos de la familia” en su discurso, que tuvo referencias a Dios y lo que denominó la “tradición judeo-cristiana” de Estados Unidos.

Tras el pronunciamiento público del actual presidente Barack  Obama sobre los matrimonios entre personas del mismo sexo, y una cena de recaudación de fondos en casa del actor George Clooney en Hollywood que recaudó quince  millones de dólares, este parece ser el momento ideal para que Mitt Romney promocione al máximo los valores de la familia y se diferencie de su rival en la carrera presidencial.

Las elecciones presidenciales de los EE-UU como nunca antes en su historia, parecen estar fuertemente influenciadas por la agenda moral, en la que los evangélicos cierran filas y presionan a los candidatos a la casa blanca, para que se definan sobre temas como el aborto, el homosexualismo y el  lesbianismo y las pretensiones de estos grupos minoritarios de igualarse e las parejas Hombre-Mujer en una serie de derechos.

Fuent: Notichristian.com